Para ver más escritos míos en mi blog, vayan hacia abajo, y den click donde dice "entradas antiguas". Así podrán ver más entradas mías.

Como la flecha roja de la imagen.






Quiero una casualidad, una bonita casualidad en la cual aparezca alguien que me diga: "Hola", y que ese sea un lindo comienzo, para que un tiempo después sus ojos me miren con cariño y que decidan quedarse para verme. Que esté conmigo no sólo en los buenos momentos, sino en los difíciles también, y que sin hacerme muchas preguntas, solamente me diga: "Cuentas conmigo". 

Quiero que ese alguien no tenga prejuicios absurdos, y que me ayude a ser mejor persona; que no precisamente me ame "demasiado", sino que, en vez de eso, me sepa amar. NO pido que ese alguien sea mi héroe para rescatarme de todos mis problemas, sino que, simplemente NO deje de estar aquí para darme fuerzas, y que no decida escapar en vez de luchar. Y que mi lugar en su vida NO sea fácil de reemplazar.

¿Dónde está ese alguien? No lo sé. Más de una vez creí tener a alguien así a mi lado, pero me equivoqué. 














El iPhone 7 podría llegar en cualquier momento. Tendrá de novedad el número 7, y esa será la gran diferencia con los otros iPhones que ha habido. 

Na! Es broma de que va a llegar; ni siquiera lo sé, y ni me importa. Pero del tema que en verdad voy a hablarles es del sarcasmo. Hace tiempo escribí una entrada que hablaba del iPhone 6, y según yo, entenderían que fue sarcasmo mío. Pero hubo quienes creyeron hablaba en serio, y entre uno de ellos está Chaucer. No sé si sea muy mala para hablar sarcásticamente, o simplemente que NO todos entendemos el sarcasmo.

Creo que soy pésima con el sarcasmo.
Esta es la entrada que les comento, en la que hablé bromeando:

Hace días llegó por fin el iPhone 6. Estaba ansiosa por ese momento. No dejaba de hablar de eso a algunas personas y ya les tenía enfadados a causa de eso. Desde hace meses yo me había propuesto ahorrar dinero, para adquirir ese celular de gente superior. Y en varios meses logré juntar la enorme cantidad de 80 pesos (Aproximadamente 5 dólares). No soy buena para ahorrar; lo admito; pues los tacos de carne asada que venden, están caros, y hay tantos puestos de taquerías acá en México, que es difícil no caer en tentación. 

Después de resignarme a que mis recursos económicos NO serían suficientes para tener el iPhone 6, me resigné y me quedé con mi Nokia. Pero una conocida, hizo todo lo posible por sí lograr tener ese celular iPhone 6, y se endeudó en Coppel (Tienda), y además, empeñó sus joyas en una casa de empeño. Aunque de las deudas ella NO podía dormir, se sentía satisfecha de que la gente viera que ella sí pudo comprarse el iPhone 6, pues ya tenía días que le daba vergüenza que la sociedad supiera que tenía el 5. 

Otro conocido tuvo la dicha de que sus "Papis" le regalaran el iPhone 6 sin necesidad de endeudarse. A sus 23 años, sus padres le prometieron que si sacaba al menos un 8 de calificación, le darían ese regalo. Lo primero que hizo fue postear en su muro de facebook, que ya tenía el iPhone 6, y claro, se tomó la fotografía en el espejo, para que la manzana mordida, apareciera. Dejó sorprendidos a muchos y muertos de la envidia. 

Yo NO tengo el iPhone 6, pero eso sí, tampoco tengo el iphone 5, ni el 4, ni el 3, bueno, ninguno, pero puse: "Por fin llegó el Iphone 6". Yo sabía que NO lo compraría, pero al menos la gente se quedaría con la idea de que sí, por lo que puse. Las apariencias engañan.

Ahora, pues sigo sin adquirir el iPhone 6, pero al menos estoy feliz, porque hoy es DORMIngo. 





Los chismes son como un teléfono descompuesto; la información se va modificando, y peor, cada quien le agregará unas cuantas palabras aunque no sean verdad, para darle sabor. 

Un chisme no tiene tanta importancia, siempre y cuando las personas seamos lo suficientemente inteligentes para pasar de ellos. Al final de cuentas, lo más importante es la conciencia. Habrá personas que dirá que de tu boca salieron palabras, que tú jamás dijiste. La mejor manera de conocer a una persona, es conviviendo con ella y no por lo que otros te digan cómo es.

Cuidado con lo que alguien te cuente de alguna persona; no puede ser del todo cierto; siempre existe el riesgo que lo que te digan sea modificado. Por acá una reflexión que me encontré en la red.

El joven discípulo de un sabio filósofo llega a casa de éste y 

le dice:

-Oye, maestro... un amigo tuyo estuvo hablando de ti con

 malevolencia…

-¡Espera! lo interrumpe el filósofo-. ¿Ya has hecho pasar por 

las tres rejas lo que vas a contarme?

-¿Las tres rejas?

-Sí. La primera es la verdad. ¿Estás seguro de que lo que quieres decirme es absolutamente cierto?


-No. Lo oí comentar a unos vecinos.


-Al menos lo habrás hecho pasar por la segunda reja, que es

 la bondad. Eso que deseas decirme, ¿es bueno para alguien?

-No, en realidad no. Al contrario…


-¡Ah, vaya! La última reja es la necesidad. ¿Es necesario hacerme saber eso que tanto te inquieta?


-A decir verdad, no.
-Entonces -dijo el sabio sonriendo-, si no es verdadero, ni bueno ni necesario, enterrémoslo en el olvido.



No siempre cuando alguien decide alejarse de ti, es por el motivo que te dijeron. A veces es más fácil decir otras palabras antes de decir: "NO te quiero ya". Quizá tomó de pretexto algún error que cometiste, algunas palabras que dijiste, o te dijo la frase clásica: "Necesito tiempo", o la frase más clásica: "No eres tú, soy yo", o peor todavía, decidió simplemente darse su silencio y huir de ti. Y tú quizá le estés dando vueltas a la situación, preguntándote por qué tu ex se ha alejado de ti, queriendo saber si quizá simplemente no te quiere o hay otro motivo oculto. 

Si empezaste el hábito de investigar, haciendo preguntas en foros, pidiéndole consejos a tus tías, pero peor tantito, malgastar tu dinero en gente que dice "adivinar" el futuro, NO estás ayudando en tu recuperación. Quizá tú sólo quieres dos cosas de tu ex: Olvidarlo o tenerlo a tu lado. 
Pero tampoco te la puedes pasar esperando. Aunque sea muy conocida la frase: "La esperanza muere al último", en este caso, tener esperanzas es contraproducente. Puedes esperar algo que nunca llegará, o quizá llegue, pero si alguien no te demostró su amor y se alejó de ti, ¿para qué lo quieres de vuelta? Depende lo que haya pasado se puede salvar la relación, pero, esperar va a lastimarte más. O luchas o esperas, pero no funciona mucho luchar en una relación si sólo uno de los dos pone de su parte. 

Y quizá seas del tipo de personas que esperan que le digan lo que quiere escuchar. 

¿Qué quieres escuchar para sentirte bien?

Deja de darle tantas vueltas del por qué tu ex tuvo esa actitud que te parece tan rara; deja de hacerte preguntas una y otra vez, y simplemente acepta. ¿Aceptar qué? Aceptar que sea el motivo que sea, tu ex ya NO quiso lo que tú podías ofrecerle. Ya no quiso el amor que le diste, los abrazos que tenías pensado regalarle, tu tiempo, tu compañía; ya decidió seguir su vida sin todo eso, y lo de menos ahora, es darle más vueltas, y sacar conclusiones compulsivamente. En primera, la respuesta no siempre saldrá de ti misma; quizá creas lo que más bien te haga sentir. 

Hay que aprender que NO es bueno esperar mucho de alguien, porque no siempre va a hacer lo que esperas que haga o decir lo que esperas que diga. Al inicio duele, pero se trata más que nada de en la balanza, inclinarse más por la razón, que por las emociones. 

Busca NO malgastarte por alguien que está tan indiferente ante tu dolor, ante tus palabras, en pocas palabras, ante ti. Suena típico decirlo, pero la persona que merezca estar a tu lado, será aquella que en primera, le duela tu dolor, que no provoque tu sufrimiento, y si en dado caso un día lo logra, porque todos cometen errores, pues intentar remediarlo.

Pero si estás cansado de leer consejos como estos y no lograr ponerlos en práctica, intenta aplicarlos otra vez. Fallarás varias veces, pero un día se convertirá en tu hábito.

Desviándome un poco del tema
Si eres de las personas que van a esos seudobrujos para obtener respuestas, NO eches tu dinero a la basura. Una tía mía hace muchos años tenía esa costumbre, de querer solucionar su vida yendo con esos disque adivinas, que sólo quieren conseguir tu dinero. Hasta que ella comprendió que la solución estaba en ella. En primera, si en verdad esos "brujos" fueran adivinas como ellos lo dicen, no necesitarían preguntarte tu nombre. En segunda, no suelen decirte nada claro; sólo logran confundirte más, y meterte en más problemas, porque quizá te digan que tu marido te es infiel, sin ser cierto. Y eso puede generar un divorcio o hasta una tragedia. Pero en fin, me desvié del tema. Es que, a menudo en mi blog me dejan spam, en el que ponen nombres de esos seudobrujos, y escriben pura basura, de hechizos para devolverte al ser amado y cómo contactarlos. Me tienen harta esos comentarios basura. Pero en fin, cada quien es libre de creer lo que quiera o lo que pueda. Pero el dinero que malgastes en ir con esos disque adivinas, lo podrías necesitar después. Pero peor, te podrías meter en más problemas. Un tema me llevó a otro xD.



Páginas vistas en total

Países que han visitado este blog: